Elegir el momento adecuado para solicitar un préstamo

Que el rumbo de nuestro bienestar económico se encamine para mejor o peor, depende no sólo de las acciones, acertadas o no que tomemos sino también del momento en que lo hagamos: lo que hoy es conveniente, mañana puede no serlo, y viceversa, especialmente cuando hablamos de dinero. Por eso es importante saber elegir el momento adecuado para solicitar un préstamo.

No acertar el momento en el que debemos hacer uso del dinero solicitado puede llevar a situaciones tan fatales como la pérdida de lo que nos ha sido cedido y con ello, la ida a pique de nuestros planes o; en menor gravedad, a la negación de nuestra solicitud, posponiendo la meta planeada para un periodo incierto que viene precedido de dudas sobre si es lo correcto aventurarse en solicitar un préstamo o es una opción negada.

Para salir de este tipo de situaciones, la mejor jugada que puedes hacer es determinar por ti mismo, cuando es tiempo de hacer la petición y que el reloj empiece a descontar acercándonos a planes concretados.

Elabora un plan

Cuando se piden préstamos, suelen ser dos las causas y/o fines: comprar una vivienda o iniciar un negocio, en ambas situaciones se requiere un plan, para el primer caso, es necesario ya tener claro qué tipo de vivienda se quiere adquirir, dónde y cuáles serán los gastos extras que deriven de una mudanza, si necesita arreglos o remodelaciones y en cuanto dinero se traduce ello. Deberás demostrarle al banco que estás consiente de todos los gastos y al solicitar el préstamo los has considerando de antemano, por lo que no terminarás con deudas añadidas que impidan hacer frente al pago de la que contraes inicialmente.

Cuando se trata de emprender un negocio, son muchos más los gastos implícitos en él, incluso muchas veces, dependes de su éxito para hacer frente al pago, acá debes exponer no solamente que has pensado en todos los gatos y cómo despegar los primeros meses sino que has considerado como tu empresa se puede prologar exitosamente en el tiempo.

Enmarca en tus planes las temporadas y posibles cambios en el mercado

Una vez que tienes un plan de negocios elaborado, debes recordar que los precios, valores no son estáticos sino que cambian, muchas veces de forma predecible en el tiempo, de acuerdo a temporadas, que por lo expertos, muchas veces son fácilmente predecibles. Por eso, si no sabes mucho del tema, infórmate en diarios o, mejor aún, asesórate con algún experto en economía y finanzas, que podrá darte una proyección de cuando el calendario se hace más favorable para emprender tus planes, de acuerdo a la naturaleza del mismo.

La falta de documentos y soportes en tu solicitud de préstamo,  pueden causar desconfianza en la entidad, pues muchas veces son señales de una falta de planificación y precaución, que conlleva a pensar que se pide un dinero para el que no se ha pensado cómo administrarlo.

Por eso el momento adecuado para solicitar un préstamo es cuando ya te has planificado para hacer un uso eficiente del mismo y las situaciones a tu alrededor son las propicias para que todo marche como esperas.