Como usar la tarjeta de crédito en el extranjero

Es muy conveniente para muchas personas saber cómo usar la tarjeta de crédito en el extranjero y nosotros con mucho gusto les  vamos a dar algunos datos de suma importancia, que deben cumplir a cabalidad para evitar problemas y la posible suspensión de uso de las tan necesarias tarjetas; máxime si uno se encuentra en el extranjero.

El uso de la tarjeta de crédito debe ser moderado en el extranjero

Cuando te encuentras en otro país el uso de la tarjeta de crédito debe ser moderado en el extranjero, y eso se debe más que todo a que tienes que ser muy prudente y cuidadoso de no exceder el límite de crédito que te han asignado, porque debes recordar que la nota de consumo o gasto no es cargado inmediatamente en el estado de cuenta de la tarjeta, y mientras eso no sucede el banco sigue permitiendo que tu cuenta sume y sume hasta que te coloca casi en una situación de insolvencia.

Debes tener los teléfonos del banco emisor de la tarjeta

Este es un dato inolvidable y debes tener los teléfonos del banco emisor de la tarjeta a mano, en tu cartera o en la habitación del hotel donde estas residenciado, porque esto te va a evitar trastornos e inconvenientes al momento de que  se suscite algún problema relacionado con la cuenta, a la hora de cancelar los consumos.

Asegurarte que tu tarjeta de crédito es válida en el país en que harás uso de ella

La vigencia y validez de la tarjeta son preponderantes, pero también recomendamos que debes asegurarte que tu tarjeta de crédito es válida en el país en que harás uso de ella porque de no ser asi, los problemas que se te van a presentar son de marca mayor, y por lo tanto recomendamos e insistimos tanto en este punto en particular, que no queremos ni deseamos que por un detalle que parece simple, tus vacaciones o viaje de placer se vayan a ver entorpecidos

Conserva los comprobantes de consumo

Esta pequeña precaución será de suma utilidad al momento de hacer un balance de los gastos en que incurriste en este viaje de placer o de negocios; y lo más saludable de esta medida es que al conciliar las cuentas puedas aclarar todo lo relativo a como se gastó el dinero, y aparte de eso demuestras que eres una persona organizada a la que no se le escapa ningún detalle.

No dejes tus tarjetas de crédito en la habitación del hotel donde estas hospedado

Este detalle es importantísimo que no suceda, pues te evitara muchos sufrimientos, toda vez que si la tarjeta cae en manos inescrupulosas te puede acarrear consecuencias imprevisibles, tales como la imposibilidad de efectuar pagos de consumos, pagos en restaurantes, cancelación de la cuenta del hotel y otros problemas colaterales, porque mientras no se consigne ante el banco corresponsal la debida nota de extravió, tus problemas irán creciendo exponencialmente.

Antes de viajar solicita a tu banco él % de comisión a pagar por el uso de la tarjeta de crédito en el extranjero

Detalle de singular importancia que te evitara muchos problemas es que antes de viajar solicita a tu banco él % de comisión a pagar por el uso de la tarjeta de crédito en el extranjero porque así de esta manera podrás controlar mejor los gastos en que incurras.

Revisar las coberturas de los seguros que te ofrecen las tarjetas de crédito

Sí, es muy bueno revisar las coberturas de los seguros que te ofrecen las tarjetas de crédito porque en caso de una necesidad o emergencia no pasarías sofocos a la hora de cancelar algún servicio médico o atención hospitalaria.

Actualizar tu límite de crédito

Al viajar al extranjero es necesario tener una buena cobertura con las tarjetas de crédito por lo que te recomendamos actualizar tu límite de crédito, ya que fuera del país las cosas tienen unos precios elevados, y no es conveniente pasar inconvenientes con el uso de las tarjetas.

Evite llevar las tarjetas de crédito mezcladas con el efectivo

Cuando se encuentre en el extranjero evite llevar las tarjetas de crédito mezcladas con el efectivo para no tener confusiones, ya que puedes extraviar inclusive alguna nota de consumo que te confundiría al momento de revisar los gastos, trayendo esto como consecuencia, la incongruencia entre lo que queda en la bolsa donde está guardado el dinero y la suma de dinero que se ha gastado hasta los momentos.